La Capilla de la Comunión de San Nicolás también será restaurada

3 febrero 2017
  • La intervención tendrá un coste de un millón de euros y correrá a cargo de la Fundación Hortensia Herrero.
  • Las obras darán comienzo en las próximas semanas y concluirán antes de final de año.

Valencia, 3 de febrero de 2017. El Arzobispado de Valencia y la Fundación Hortensia Herrero han firmado un convenio para continuar con las mejoras de la Iglesia de San Nicolás. Después de la restauración de las fachadas y vidrieras, en una primera actuación, y la restauración de los frescos, el templo de la calle Caballeros verá ahora restaurada la Capilla de la Comunión.

El presupuesto de esta intervención asciende a un millón de euros y correrá a cargo de la Fundación Hortensia Herrero, que ya asumió los costes de la anteriores intervenciones. Las obras arrancarán en las próximas semanas y está previsto que terminen antes de final de año.

Foto 1

El equipo de rehabilitación, además, será el mismo. La empresa EMR, bajo la dirección de Carlos Campos, se hará cargo de la rehabilitación estructural. En cuanto a la parte pictórica, el encargado de renovar su imagen será el equipo de restauradores, coordinado por la catedrática e investigadora del Instituto de Restauración del Patrimonio de la UPV, Pilar Roig.

“La restauración de la Capilla de la Comunión de la iglesia de San Nicolás viene a complementar las intervenciones realizadas por la Fundación Hortensia Herrero entre los años 2012 y 2016. Las obras tienen por objetivo asegurar las condiciones óptimas de conservación de los elementos decorativos y pictóricos de la capilla una vez restaurados, así como la recuperación de los ventanales de la fachada gótica de la zona de la plaza de San Nicolás”, explica el arquitecto Carlos Campos.

Ítalo Mazzoleni, arquitecto del equipo del estudio de Carlos Campos, explicó en la rueda de prensa de presentación que “los problemas que se propone resolver corresponden principalmente a garantizar la impermeabilización de la cubierta y resolver las humedades procedentes del suelo. Ambas han producido importantes daños en los revestimientos interiores de los muros y de las pinturas de las pechinas”. Mazzoleni matizó que los trabajos “tiene por objetivo la mejora de las condiciones de la cubierta y de los espacios interiores, acometiendo también aspectos de la estructura de madera de la misma”.

Por último, apuntó que ” otro espacio a intervenir corresponde  a la fachada gótica existente hacia la plaza de san Nicolás, donde se propone la restauración de la misma, recuperando los dos ventanales góticos existentes en dicho paramento”.

Si en la anterior actuación primaba el aspecto pictórico, la intervención que se realizará en la Capilla de la Comunión destacará también su parte arquitectónico y estructural, ya que se van a restaurar los parámetros verticales, bóvedas y arcos, además de la cubierta y los pavimentos de la misma.

Pilar Roig, por su parte, ha señalado que, por lo que respecta a la parte pictórica, “prácticamente todos los ámbitos decorativos de la capilla están dañados a causa de la humedad. Hay que corregir los problemas de filtraciones y, una vez, hecho eso, se procederá a las tareas propias de restauración. Además de los procesos de limpieza y consolidación de los elementos decorativos se van a reintegrar los faltantes pictóricos”.

MENU